Muchas veces te habrás hecho la pregunta. ¿Qué fue antes? ¿El huevo o la gallina? Una pregunta cuya respuesta genera grandes conflictos. Sin embargo, hay otra cuestión relacionada que sí que tiene una contestación más asequible. ¿Cuál fue el origen de la tortilla de patatas? En Tortilla’s nos hemos puesto el mono de investigadores para traeros el origen de este nuestro manjar. A lo largo de este artículo navegaremos por la historia hasta dar con curiosidades y anécdotas de la tortilla de patatas.

Entre Extremadura y País Vasco

Nos tenemos que remontar a más de doscientos años para encontrar algo de luz sobre el origen de la tortilla de patatas. Hasta hace no mucho triunfaron las teorías que decían que la receta nació en el País Vasco. Cuentan que fue el general carlista Tomás Zumalacárregui el que la popularizó. Este militar quería un plato barato y nutritivo para alimentar a sus tropas durante el sitio de Bilbao en la Primera Guerra Carlista, allá por el año 1835. Al parecer, Zumalacárregui pudo probarla merced a la generosidad de una campesina. Quedó enamorado y la distribuyó entre sus soldados. ¡Nació la leyenda!

Pero claro, cuando empiezas a rascar la historia no dejas de encontrar cosas. Así, Javier López Linage, científico del CSIC y experto en la materia, recogió en su tratado La patata en España. Historia y agroecología del tubérculo andino la primera prueba documental de la existencia de la tortilla de patatas. ¡Casi nada! Nos trasladamos a 1798, en Extremadura, concretamente en la localidad de Villanueva de la Serena. Allí, Joseph de Tena Godoy y el marqués de Robledo dieron con la receta buscando algo con lo que combatir el hambre de los suyos.

La tortilla de patatas a mediados del XIX

“Se fríen patatas partidas en ruedas delgadas, se baten los huevos y cuando están batidos se echan las patatas fritas, haciendo la tortilla con manteca o aceite, según acabamos de decir en la tortilla al natural”. Así quedaba recogida la receta en el Manual popular o arte de cocina y medicina, de José López Camuñas. Años más tarde, en 1869, el periódico El Imparcial hablaba de la tortilla de patatas introduciendo un nuevo ingrediente, la cebolla frita. ¡La batalla estaba servida!

Curioso, ¿verdad? Unos orígenes humildes que dieron con uno de los platos más queridos y demandados por todos. ¿A quién no le gusta una buena tortilla de patatas? Y sabemos que lo mismo algo de hambre te ha entrado con la lectura, ¿no? Pues nada, acude a tu Tortilla’s más cercano y disfruta de este producto tan mítico.

Share This
WhatsApp chat Consúltanos por WhatsApp